Skip navigation

Tag Archives: Informática

Segunda parte. Nunca fueron buenas dicen. En este caso voy a intentar no apresurarme tanto como con las anteriores.

Voy a hablar de las razones por las que escogí KDE4 or encima de GNOME o incluso KDE3.
Mi primera experiencia con linux fue en SuSe 7.2. Si, de pago. Incluía no se cual versión de KDE (3 supongo). No me llamó para nada la atención. Cuando de verdad entré en el pequeño mar de entornos de escritorio fue cuando encontré no sé donde un tutorial para montar un Slackware con KDE3 en un pendrive. Me llamó mucho la atención el nivel de configuración que permitía a un geek :P, y sin usar la terminal. Luego perdí el pendrive :(. Pero el recuerdo de ese obsoleto KDE3 permaneció. Cuando me metí con Guadalinex y Ubuntu, también me encantó como funcionaba, pero GNOME seguía sin tener ese toque de complicación que recordaba. Claro, cuando descubrí que Kubuntu existía me lancé (9.04, KDE4 en sus inicios). Era mucho más de lo que recordaba, aún echando en falta el menú arriba tipo Mac (que conste, no he usado un verdadero Mac en la vida). KDE4 me gustó desde el primer momento. De no ser por la frecuente lentitud, no lo hubiera abandonado por una temporada. Por aquel entonces Kubuntu estaba mucho más descuidado que ahora (que ya es decir) y al actualizar se murió la instalación. Un pequeño viajecillo con Ubuntu y GNOME me hizo ver que no podía dejar KDE. Hasta que llegué a Arch, no me planteé seriamente usar KDE4 por defecto. Sus paquetes intactos me gustaron mucho más que Kubuntu. Mis razones para quedarme con KDE4:

  • Como ya he dicho, tiene un gran nivel de personalización, incluso agobiante, pero no hay que tocar complejos y frágiles registros o gconfs.
  • Ya sea con los temas incluidos, o con los descargables desde el mismo cuadro de configuración, es casi imposible que no se vea bien.
  • Como argumentan ante el xambio de nombre de KDE a KDE SC, es mucho más que un entorno de escritorio. Tiene programas para todo, y la mayoría funcionan genial (puntos clave son Ark, KMail y Okular).
  • Es antiguo, y acumula mucha experiencia.
  • Es sencillo de aprender a usar (configurarlo a fondo es otra historia).

En contra de KDE, sólo puedo decir que con efectos de escritorio activados, consume bastante. Por lo demás, perfecto. Con algo de trabajo se consiguen cosas como las que tengo yo montadas, y es entretenido currárselo.

Anuncios

Por supuesto, algo tenía que pasar. Dije que quería sincronización entre los clientes de Twitter: pues no me refería a las “columnas” de tweetdeck. Me refería a la cuenta de tweets leídos y los que no, ya que en la versión de iOS de Tweetdeck se marcan los que no has leído. Además, vamás lento que el caballo del malo y la integración con KDE da ASCO en Chrome. Por tanto, cambio a la aplicación oficial de Twitter en iOS y a Chokoq

Da miedo. Como mínimo. Empecé usando Thunderbird sólo para correo electrónico, con GMail por POP3 (!!) y le he dado mil vueltas a los programas más interesantes a mi parecer. Voy a contar como acabo de pasar de Google Reader, GMail, Calendar, Contacts y Twitter en sus versiones web a sus versiones locales para Linux e iOS. Vayamos por partes:

  • GMail
    El más sencillo. El protocolo IMAP ofrece sincronización bidireccional entre los clientes y los servidores, normalmente instantánea. El cambio en este caso (al igual qu con todos los servicios de Google) se debe a que recortan las características de sus servicios según el navegador, y no pienso abandonar Opera. Además, mi conexión a internet es una completa MIERDA, como casi todas en EspaÑa. Tengo una mierda de megabit de bajada y un cuarto de megabit de subida, y encima es de /Telefónica/ :(. Lo más lógico en este caso fue empezar con lo que conocía, Thunderbird. Me di cuenta de que no trabajaba bien la integración con GMail, asi que pasé al siguiente (tras ver volar las versiones 1,2 y 3). Opera Mail hace un buen trabajo, aunque en linux las notificaciones no llaman la atención. Hasta hace poco, lo estuve usando. Hasta que me iluminé: KDE incluye más aplicaciones que la base y Plasma (despiste de novatos :D). KMail se integra a la perfección con la apariencia del sistema (evidentemente :P), con las notificaciones y con GMail. La tecla suprimir archiva el mensaje, y todos felices.
  • Google Reader
    ¡Huy, huy, huy! Grandísima espina con este. No había conseguido encontrar un buen cliente hasta ayer mismo. Llevaba años aletargado con la versión web recortada, hasta que caí en la cuenta de que si en iOS hay clientes que se sincronizan, los tenía que haber en PC por narices. Pero empiezan los problemas. En los repositorios de Arch sólo veía dos alternativas en Qt: el nativo Akregator y su homólogo Kakawana. El primero tuvo un simulacro de integracion con GReader, pero el desarrollador abandonó la idea. El segundo no compila porque tiene mal las dependencias, e intenta encontrar un paquete que no existe (he avisado al desarrollador y si se arregla, seguramente de de unas vueltas). El siguiente paso era olvidarme de la integración con el sistema y aceptar clientes para Gnome. Por goleada, me quedo con Liferea.
  • Google Calendar y Contacts
    Con estos dos no hay tanto problema. Entre los servicios que ofrece KDE se encuentra Akonadi, que es una especie de administrador defuentes de información personal. Existe un paquete llamado akonadi-googledata que permite configurar GCalendar y Contacts como fuentes. Fácil y complejo.
  • Twitter
    Otro pequeño obstáculo. Hay buenísimas aplicaciones nativas para KDE, pero quiero /sincronización/. No me quedaba más remedio que irme a Tweetdeck. Tenía dos posibilidades: la aplicación en Chrome o la de Adobe AIR. Como le tengo mania a Adobe, y ya tengo Chrome 10 instalado, la decisión era obvia.
  • iOS
    A fines de usuario sencillo, Apple pone las cosas muy fáciles, y todo lo anterior es muchísimo más sencillo en un iPod. GMail, Calendar y Contacts se sincronizan con las nativas si se configura la cuenta de GMail como una de Exchange. Para Google Reader hay varias aplicaciones, pero he acabado con Reeder. Y para Twitter, como ya he diho, me quedo con Tweetdeck.